Un examen: ¿Tiene usted al verdadero Jesús?

0
281

Visite también nuestra sección, Doctrina cristiana y teología
Visite también nuestra sección, Cristianismo

Hay una forma simple de saber si alguien tiene o no al Jesús verdadero. Por Jesús verdadero, quiero decir al de la Biblia, no al del mormonismo el cual es el hermano del diablo, ni al de los testigos de Jehová el cual es el Arcángel Miguel, un ser creado, y ciertamente, tampoco el de la Nueva Era el cual es simplemente un hombre que se encuentra a tono con la conciencia divina.

  • Al Jesús de la Biblia se le ora (Hechos 7:55-60; Salmo 116:4; Zacarías 13:9. Comparar con 1ª Corintios 1:1-2).
  • Al Jesús de la Biblia se le adora (Mateo 2:2,11; 14:33; 28:9; Juan 9:35-38; Hebreos 1:6).
  • Al Jesús de la Biblia se le llama Dios (Juan 20:28; Hebreos 1:8).

En las teologías de los cultos no cristianos, Jesús es una creación de una forma o de otra (esta es la razón por la cual los testigos de Jehová agregan la palabra «otra» cuatro veces a Colosenses 1:16-17). Por lo tanto, a Él, no oran, ni lo adoran, y simplemente, le llaman otro «dios».

Pero si usted es un cristiano entonces podrá orarle a Jesús, no sólo a través de Él. Usted podrá adorar a Jesús de la misma manera como lo hace con el Padre; y podrá llamar a Jesús Señor y Dios. Un cultista no lo puede hacer ya que tiene a un Jesús falso y por lo tanto, una esperanza falsa de salvación.

La siguiente es una expansión de los puntos antes mencionados

Si usted coloca su fe en un Jesús que no es el verdadero, entonces su fe es inútil. El poder de la fe no descansa en el hecho de creer, sino en el objeto de la fe; la fe más grande en alguien falso es lo mismo que no tener fe. La sinceridad y los falsos mesías no establecen un puente entre el abismo de pecado entre Dios y el hombre; sólo el Jesús de la Biblia puede hacer eso. ¿Quién es entonces el Jesús verdadero?

Jesús dijo que Él es sólo el Único que revela al Padre (Mateo 11:27; Lucas 10:22):

«Todas las cosas me han sido entregadas por mi Padre; y nadie conoce al Hijo, sino el Padre, ni nadie conoce al Padre, sino el Hijo, y aquel a quien el Hijo se lo quiera revelar».

Por lo tanto, para conocer al verdadero Padre usted debe conocer al Jesús verdadero. La pregunta es: ¿cómo reconoce al Jesús verdadero? Simple. Escudriñando la Biblia.

Si dijera: «Padre, recibe mi espíritu», ¿a quién le estaría orando? ¿Al Padre, correcto?
Y si dijera, «Jesús, recibe mi espíritu», ¿a quién le estaría orando? A Jesús.

En Hechos 7:59, Esteban, mientras estaba lleno del Espíritu Santo (v. 55) le oró a Jesús:

  • «Y mientras apedreaban a Esteban, él invocaba al Señor y decía: Señor Jesús, recibe mi espíritu» (Leer, Hechos 9:14; Romanos 10:13).
    • (En el mormonismo, en 3 Nefi 19:18 a Jesús se le ora y se le llama Señor y Dios. Cuando sea necesario, utilice este pasaje del Libro de Mormón a los mormones.

Esteban le oró a Jesús, no sólo oró a través de Él. Si esto era aceptable para él, entonces, debería ser correcto para usted. Al Jesús de la Biblia se le ora. Yo oro a Jesús. ¿Usted? Si es así, bien. Si no, ¿por qué no?

Pero usted podría decir: «Jesús dijo que le oraran al Padre». Es cierto. Pero también se le oró a Jesús como hizo Esteban. Si la iglesia está solamente para orarle al Padre, ¿entonces por qué Esteban, bajo la inspiración del Espíritu Santo, se dirigió a Jesús en su oración? ¿Estaba equivocado? Lea también 1ª Corintios 1:1-2 y Salmos 116:4 donde invocan el nombre del Señor en oración, la cual es dirigida a Jesús por la iglesia en Corinto.

Jesús también fue adorado:

  • «Entonces los que estaban en la barca le adoraron, diciendo: En verdad eres Hijo de Dios» (Mateo 14:33).
  • «Y he aquí que Jesús les salió al encuentro, diciendo: ¡Salve! Y ellas, acercándose, abrazaron sus pies y le adoraron» (Mateo 28:9).
  • Leer, Mateo 2:2,11; 14:33; 28:9; Juan 9:35-38; Hebreos 1:6.

Al Jesús de la Biblia se le ora y adora. ¿Usted hace lo que los discípulos hicieron? ¿Usted ora y adora al Jesús verdadero?

Orarle a Jesús está en contra de la teología de los mormones y los testigos de Jehová. Sólo se acepta la adoración, ¿cómo entonces, puede hacer esto sin orarle a Él? ¿Y usted lo honra a Él [a Jesús] de igual manera como al Padre y como Jesús dice que hagamos en Juan 5:23? Si usted no lo hace, entonces, ¿por qué no?

Hay solo un asunto más para tratar. ¿Llama usted a Jesús su Señor y Dios? Después de la resurrección de Jesús Él se mostró a Sí mismo a muchas personas. Una de ellas fue Tomás, el cual, respondió y dijo: «¡Señor mío y Dios mío!». El griego dice literalmente: «El Señor mío y el Dios mío».

En el mormonismo, 3 Nefi 19:18 registra que a Jesús se le ora y se le llama Señor y Dios. Téngalo presente para cuando hable con un mormón.

«¡Dios mío!» es una expresión pagana usada hoy día. Se pueden mencionar dos puntos de esto. Primera: ¿está de acuerdo de que Tomás, un judío devoto estaba jurando como un pagano hoy en día? Segundo: no existe ningún registro de palabras usadas en juramento. Pedro maldijo y juró en Marcos 14:71 y al hacerlo demostraba que él, no conocía a Jesús. Decir que Tomás estaba jurando o simplemente estaba exclamando profunda sorpresa no es evidencia.

Dios Padre llamó a Dios Hijo, Dios:

«Pero del Hijo dice: Tu trono, oh Dios, es por los siglos de los siglos, y cetro de equidad es el cetro de tu reino» (Hebreos 1:8).

Desafortunadamente notará que en la Biblia de los testigos de Jehová, Hebreos 1:8 se traduce: «Dios, es tu trono, por siempre y para siempre». Técnicamente hablando, esta es una traducción legítima. La razón de esto descansa en la naturaleza del idioma griego y el hecho de que la forma de la palabra «Dios» y «trono» terminan en una construcción sustantiva que es intercambiable, por lo que hace que la Traducción del Nuevo Mundo sea legítima. Pero es lamentable que la organización haya escogido intercambiarlas para que se ajusten a su teología: negar que el Hijo es Dios. Sin embargo, si a usted le gustaría leer más acerca de esto, siga el siguiente enlace: Los testigos de Jehová, Hebreos 1:8 y Salmo 45:6.

Conclusión

Independientemente de la posición que tomen los cultos no cristianos, al Jesús de la Biblia se le ora (Hechos 7:55-60; Salmo 116:4; Zacarías 13:9; cf. 1ª Corintios 1:1-2), se le adora (Mateo 2:2,11; 14:33; 28:9; Juan 9:35-38; Hebreos 1:6), y se le llama Señor y Dios (Juan 20:28; Hebreos 1:8). Si yo tengo al Jesús equivocado y por lo tanto, le sirvo al Dios equivocado, entonces, ¿por qué le oró a Jesús, lo adoró y lo llamó a Él mi Señor y mi Dios como enseñan las Escrituras? Pero si yo tengo al Jesús verdadero, ¿por qué usted no hace estas cosas? ¿Por qué la teología de los testigos de Jehová no está de acuerdo con las Escrituras?

Creo que la respuesta es simple: El Jesús de los cultos no cristianos NO es el Jesús verdadero; por lo tanto, ellos están equivocados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí