¿Quién o qué es el Espíritu Santo?

0
46
¿Quién o qué es el Espíritu Santo?
¿Quién o qué es el Espíritu Santo?

Visite También Nuestras Secciones, Doctrina Cristiana y Teología y Cristianismo

25 de noviembre de 2008

NOTA: A menos que se diga lo contrario, las citas son tomadas de La Biblia de las Américas (LBLA)

¿Cómo es su relación con Él? ¿Sabe lo que Él quiere de usted? Conozca mejor a esta persona en la Trinidad para tener una relación más íntima, real y profunda.

La Verdad Doctrinal por Encima de la Experiencia Devocional

Demasiados cristianos saben muy poco sobre el Espíritu Santo. ¿Es una fuerza como la electricidad? ¿Está vivo? ¿Es una persona como el Padre y el Hijo? Aunque muchos piensan que lo saben, no es así. Los testigos de Jehová y los cristadelfianos están equivocados al enseñar que Él es una fuente de energía secundaria como lo es la electricidad. Los mormones afirman que Él es un personaje masculino de carne y hueso, que es un «dios» y la presencia de Dios el Padre. Todos los anteriores están equivocados.

Descripción de la Persona del Espíritu Santo

El Espíritu Santo es la tercera persona de la Trinidad. Y por tercera no significa que está por debajo de las otras dos personas en la divinidad. Esta doctrina afirma que existe un solo Dios en toda la creación, en todo tiempo y lugar. Este único Dios existen como tres personas, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Aunque cada persona es diferente de las otras, no significa que sean tres «dioses» separados o una sola persona en tres «manifestaciones» diferentes. El Espíritu Santo es tanto Dios como lo es el Padre e Hijo. Recuerde: No son tres dioses ni manifestaciones.

¿Quién o qué es el Espíritu Santo?: Sus Características

La Biblia cuenta con muchas referencias de la tercera persona de la Trinidad, Un rápido vistazo a estas, revelan características interesantes acerca de Él.

  • Es Mencionado al Mismo Nivel de Dios:
    • «Id, pues, y haced discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo» (Mateo 28:19).
  • Las Escrituras se Refieren a Él como Persona
    • «Pero si el Espíritu de aquel que resucitó a Jesús de entre los muertos habita en vosotros, el mismo que resucitó a Cristo Jesús de entre los muertos, también dará vida a vuestros cuerpos mortales por medio de su Espíritu que habita en vosotros» (Romanos 8:11).
  • Al Espíritu Santo se le contrista / entristece
    • «Pero ellos se rebelaron contra él y entristecieron a su Santo Espíritu. Así que él se convirtió en enemigo de ellos y peleó contra ellos» (Isaías 63:10).
    • «No entristezcan al Espíritu Santo de Dios con la forma en que viven. Recuerden que él los identificó como suyos, y así les ha garantizado que serán salvos el día de la redención» (Efesios 4:30 – Nueva Traducción Viviente – NTV).
  • Él Ama
    • «Os ruego, hermanos, por nuestro Señor Jesucristo y por el amor del Espíritu, que os esforcéis juntamente conmigo en vuestras oraciones a Dios por mí» (Romanos 15:30).
  • El Espíritu Santo tiene mente como una persona
    • «Y Dios, que conoce todos nuestros pensamientos, sabe lo que el Espíritu Santo quiere decir. Porque el Espíritu ruega a Dios por su pueblo especial, y sus ruegos van de acuerdo con lo que Dios quiere» (Romanos 8:27 – Traducción en lenguaje actual – TLA).
  • Él Habla
    • «Y el Espíritu dijo a Felipe: Ve y júntate a ese carruaje» (Hechos 8:29).
    • «Mientras ministraban al Señor y ayunaban, el Espíritu Santo dijo: Apartadme a Bernabé y a Saulo para la obra a la que los he llamado» (Hechos 13:2).

Entonces, es muy obvio que el Espíritu Santo tiene identidad propia, es consciente y no es simplemente una fuerza porque esta no habla, ama, se entristece ni tiene una mente. Pero los cultos no cristianos tienden a ignorar estos versículos afirmando que el Espíritu no es más que una presencia o poder. Claro, es cierto. Pero eso no es todo lo que es Él. Es la tercera persona en la Trinidad. Él es quien aplica la obra redentora de Cristo al creyente. Quien convence al mundo de pecado (Juan 16:8), quien enseña (Juan 14:26; 15:26), y unge (1ª Juan 2:27).

Pero, el Espíritu Santo también es humilde porque señala a Jesús (Juan 15:26). Por lo tanto, cualquiera que esté verdaderamente habitado por el Espíritu Santo, también dará testimonio de Jesús.

El Espíritu Santo y Usted

Él es quien mora en usted y le convence de justicia y pecado. Esto es crucial en su caminar de santidad ante el Señor. Además, Él es quien facilita la relación que tiene con el Padre y el Hijo para que su comunión con Dios se haga más íntima. Al saber quién y qué hace en relación con el pecado, la justicia y la revelación de Jesús, puede acercarse mejor a Cristo, al ministerio y la obra de la tercera persona de la Deidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí